El Playón, Santander

El primer cumpleaños del viaje se lo celebramos a papá. Desde que lo conozco, Iván me ha contado que cree que va a morir a sus 33 años. Esta carretera hacia Bucaramanga, estaba en mantenimiento vial, llena de trabajadores con casco naranja que sostienen rótulos de PARE y SIGA. Detenidos por un abstraído semáforo humano, miramos a la izquierda un tentador rótulo de chorizos y más escondido, un rótulo de “Camping”.  Entramos y encontramos un paraíso. Tampoco salía en la guía de viaje.

La zona de acampar contaba con tres caballos salvajes hermosos, un río delicioso, muchos árboles y rocas gigantes.  Aquí aconteció un evento de gran importancia, Papá sobrevivió sus 33 años con vida, sin cabeza de agua, sin derrumbe, sin invasión extraterrestre, y a su vida agregó la ahora famosa choripasta… si tienen aceitunas mucho mejor.

¡Felices 34 años de vida  Iván de Jesús!

“Ningún hombre puede cruzar el mismo río dos veces, porque ni el hombre ni el agua serán los mismos.” escribió un día nuestra amiga Carola, citando a Heráclito.

playon1_01 playon1_02 playon1_03 playon1_04 playon1_05

6 Comments

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *